Skip to content Skip to footer

El Jefe Argumentativo no gana discusiones, pierde liderazgo

¿Sabes cómo ahuyentar a tus colaboradores?

Siendo el Jefe Argumentativo.

A simple vista puede ser interesante presentar tus opiniones y pensamiento crítico.

Sin embargo,  un constante flujo de discusiones tediosas disminuirá tu influencia como líder y ahuyentará a tu equipo de colaboradores.

Para que tu idea sea presentada sin ser argumentativo, puedes intentar obtener las ideas de los demás, en lugar de atacarlos con tus ideas.  Se trata de alcanzar los objetivos de la empresa, no se trata de saber quién tiene la razón y quien no.

Defender ideas todo el tiempo, es muy desgastante, estresante e innecesario.

  • Si eres argumentativo,  solo gastarás energía importante a tu equipo y el Group Thinking se puede volver la norma.
  • Muchos prefieren hacer silencio en lugar de discutir apasionadamente. Ser un “Yes Man” es peligroso para toda organización. La comunicación fluida, ininterrumpida, abierta y respetuosa es muy necesaria.

La escucha activa es clave.

Si logras escuchar detenidamente y permites que tus colaboradores expresen sus opiniones, ganarás confianza, desarrollarás a tu staff y tendrás más perspectivas interesantes que pueden complementar tus puntos de vista.

El respeto se gana, no se impone.

Comunícate responsablemente.

El Jefe Argumentativo no gana discusiones, pierde liderazgo - Leon Kadoch - Agencia de Marketing y Comunicación